1.09.2013

De 24 horas, ¿cuántas duermes con los ojos abiertos?

instagram.com/iminimalistic
A veces todo pareciera estar tan premeditado, tan calculado, todo en preciso tiempo y espacio sucede para dar paso a lo próximo. Pero no es así. Vivimos una historia sin guion, completamente improvisada.

Una de las maravillas de la vida es como con el transcurrir del tiempo lo nuevo nunca se acaba y el ayer sigue guiándonos a través del hoy. Ciertamente, cada nuevo día la realidad se hace completamente diferente a lo que sea que conociéramos días atrás. Las costumbres, las preferencias, los limites, las velocidades, todos avanza, nada permanece igual. Sin embargo, es con lo aprendido en el pasado con lo que podemos guiarnos a través del futuro presente. Ese alimento que nutre el discernimiento, es el que nos empuja día a día a levantarnos para descubrir cómo podemos ser autores de todo lo nuevo que nace cada nuevo día.

Es una vida de todos, para todos. Todos siendo fuente de piezas clave que unidas las nuestras con la de nuestro prójimo empezamos a construir un mañana, el cual seguramente ni tu ni yo aun sabemos cómo vivirlo pero en nosotros habitan las herramientas para aprenderlo.

Cada amanecer es el abrir del telón a una nueva oportunidad para descubrir que nos falta, que nos sobra, que necesitamos, que nos abruma, y crear soluciones. No es cuestión de sabios, ni solo matemáticos o filósofos, es cuestión que cada uno que hemos vivido experiencias, que tenemos aspiraciones y sueños por hacer realidad. Suficientes razones para mantener los ojos abiertos en todo momento posible, prestando atención hacia donde fijar la mirada y llenar un espacio vacío con alguna ocurrencia.

Un gran enemigo nos tienta, la procrastinacion. Eso no funciona. Funciona descansar, la pereza no funciona. Funciona reponer nuestras energías, hacer nada no funciona. ¿Permitirías pasar las horas postrado en una cama pensando en todas las ideas que se te ocurran pero sin mover un dedo para hacerlas realidad?

El cuerpo humano necesita 8 horas de sueño, se dice. Dormir con los ojos abiertos es dejar perder un día. Mira a tu alrededor y crea cosas para llenar los espacios vacios.

Muchas gracias,
@iminimalistic

No hay comentarios:

Publicar un comentario